martes, diciembre 6, 2022
spot_img
HomeDeportesUn mayagüezano en la élite del soccer de EE.UU.

Un mayagüezano en la élite del soccer de EE.UU.

Manolo García

El mayagüezano Manolo García Oronoz está viviendo el sueño de su vida: dedicarse al deporte profesional. Sin embargo, su presencia con la élite deportiva no se da desde su faceta de atleta, sino como parte del cuerpo técnico del Atlanta United Football Club. 

El camino hasta la cima del profesionalismo en la mejor liga de fútbol de los Estados Unidos, la Major League Soccer (MLS), no fue sencillo. En Mayagüez comenzó todo.   

Sus primeras patadas al balón las dio en el Club Yagüez y en el equipo de su escuela, la Academia de la Inmaculada Concepción, guiado por los pasos iniciados por su hermana en este deporte de origen europeo. En esos años, su formación en categorías escolares estuvo marcada por entrenadores como Jesús “Chuy” Ramírez, Johny Jiménez o Urayoán Ortiz. 

Ya en su etapa universitaria García fue becado en universidades en Nebraska y Charlotte, e incluso llegó a ser parte del equipo sub-23 del combinado nacional en Puerto Rico, aunque nunca pudo defender la camiseta del ‘Huracán azul’ en competición oficial.  

Pero el destino no le tenía preparado el camino de ser jugador profesional. Tras acabar su formación superior empezó a trabajar en West Virginia College con el fútbol femenino, como asistente graduado. Tras esa primera experiencia Clemson University solicitó sus servicios como director de operaciones.

El gran salto: una oportunidad en la Major League Soccer

En el 2017 el mayagüezano quiso probar nuevos retos y solicitó trabajo en una convocatoria del Atlanta United Football Club.

Su buen desempeño en las experiencias laborales previas y su actitud le abrieron las puertas de este equipo del estado de Georgia, fundado en 2014 y miembro de la MLS desde 2017.

Ahí, el viejo anhelo de dedicarse al deporte profesional cobró sentido. “Siempre me lo planteaba, pero no sabía que había oportunidades”, compartió con Visión García, quien aseguró que debido a lo minoritario del deporte en Puerto Rico pensarlo como su futuro laboral no estaba entre sus planes.

Con los ‘5 rayas’, nombre coloquial con el que se conoce a la escuadra rojinegra, en alusión a las franjas de su camiseta, García ganó en 2018 la MLS Cup y en 2019 el US Open Cup, siendo parte del ‘staff’ técnico del equipo atlanteño.

Ahora está en su quinta temporada en la competencia estrella del balompié norteamericano, y aunque disfruta su trabajo, reconoce que es un reto que exige mucho sacrificio.

“Es muy complicado, no es un trabajo de 9 a 5. Es un reto muy grande para balancear vida y trabajo. Las relaciones que tengo con los jugadores, con la directiva, eso es lo que más me llena, si no tuviera esas relaciones sería muy difícil estar motivado”, confesó a este medio. 

Esta temporada llevan tres partidos jugados, con un saldo de dos victorias y una derrota, y ocupan el quinto lugar de la tabla. “Este año tenemos un equipo muy bueno”, compartió orgulloso. 

Soccer, un deporte en evolución

El soccer es todavía un deporte minoritario en el país, y lo era aún más hace poco más de una década, cuando García se graduó de escuela superior. Por eso, ante la falta de referentes, visualizarse a nivel profesional no era fácil en aquella época.  

Hoy en día es diferente: el deporte ha crecido, hay más clubes, entrenadores certificados, más recintos deportivos, etc.

“La federación ha hecho un buen trabajo, la liga está organizada, hay más jugadores locales, han abierto canchas y han hecho un gran trabajo con la selección femenina. Me alegra mucho ver que sigue creciendo el fútbol”, indicó. 

Además, a la isla han empezado a llegar entrenadores enviados por equipos como el Atlético de Madrid, de España, o el Bayern de Munich, de Alemania. Este modelo de desarrollo del deporte, según García, no es el mejor. 

“Para mí lo de traer entrenadores de fuera no significa nada. Con el acento no se puede ‘coachear’”, reflexionó, aunque reconoció la importancia de mejorar la calidad de los entrenadores locales y de establecer alianzas con otros países y ligas. 

“Todos los ‘coaches’ son bienvenidos, después que tengan sus calificaciones como entrenadores y su experiencia, y que tengan pasión por ayudar a la juventud boricua en el fútbol, dentro y fuera del campo”, reivindicó quien tuvo en su formación importantes referentes extranjeros como el mexicano “Chuy” Ramírez o el venezolano Johny Jiménez. 

Por otra parte, su experiencia en el soccer profesional estadounidense le permite tener una opinión privilegiada sobre algunos casos de éxito que pueden servir para que el deporte en Puerto Rico siga escalando en calidad y popularidad.

“Una de las cosas que han hecho muy bien es la adaptación cultural: han cogido partes del modelo inglés, del argentino, del español… En EE.UU. empezaron a trabajar con la base y ahora tienen más técnica y atletas muy poderosos. Además, han mercadeado el soccer, y ya la gente respeta la MLS”. 

El futuro de un profesional del deporte

Actualmente Puerto Rico no cuenta con equipos profesionales de soccer. La experiencia de los Islanders y su sucesor, el Puerto Rico FC, equipos locales que competían en la North American Soccer League (NASL), se desvaneció en 2012 y 2017 respectivamente. 

Por eso, la posibilidad de recalar en la isla y volcar su talento y experiencia es altamente improbable. Como en otras industrias o áreas deportivas el desarrollo profesional pasa inevitablemente por probarse -y quedarse- en el extranjero.

“En su momento pude hablar con la Federación para volver, pero no se dio. En esta etapa de mi carrera estoy muy motivado a seguir acá, pero dejo las puertas abiertas”, expresó García, quien no descarta aspirar a puestos directivos en equipos MLS.

Esa ambición sana, heredada de su etapa como deportista y cultivada durante su carrera profesional, se traduce en un consejo claro para quien aspire a lo más alto en el deporte: “la disciplina es primordial, hay tiempo para pasarla bien, pero en los tiempos de formación hay que aprender lo más posible y no dejar de hacerse preguntas”.

En ese sentido, a los futbolistas de Puerto Rico que ahora están en formación y aspiran a competir en la MLS o en ligas europeas y sudamericanas, les recomendó que “busquen desafíos, hablen con sus entrenadores y vayan a foguearse a otros equipos o países. Si ganas siempre 5-0 es tiempo de ir a otro sitio”. 

Por último, el joven mayagüezano, quien en su día soñó ser jugador y entendió que su camino en el deporte estaba en otra esquina, quiso compartir con la juventud que “para aquellos que no tienen oportunidad de llegar a nivel profesional también está el camino mío: me di cuenta que iba a ser un jugador ‘average’, pero hay formas de impactar en el deporte que no es sudando o jugando. Cuando era chamaquito nunca pensé que esto iba a ser una oportunidad, y estoy muy feliz”.

Manolo García celebrando una victoria del Atlanta United FC
Leer más Noticias
Edición Impresa
IN-UP

Leave a Reply

- Advertisment -spot_img

Las más leídas

Comentarios recientes

%d bloggers like this: