domingo, enero 29, 2023
spot_img
HomePuntos de VistaSe nos cuelga el País

Se nos cuelga el País

Gabriel López Arrieta – Analista y exadministrador de la
Administración de Vivienda Pública

Cada inicio de semestre o año escolar en las escuelas del sistema público de enseñanza del país, es la historia de nunca acabar. Las denuncias por parte de la comunidad escolar por la falta de materiales, escuelas sin la preparación adecuada para recibir estudiantes y la falta de reclutamiento de maestros, son la orden del día. Historia que escuchamos por los pasados 30 años.

A pesar de esto, algo permanece igual y es la postura por parte de funcionarios del Departamento de Educación, quienes reconocen las denuncias sin embargo, las minimizan. Ese personal de educación da la impresión de que a pesar de reconocer las diferentes situaciones, las despacha con la respuesta de que esto ocurre en pocas escuelas y que son asuntos ordinarios, por lo cual alarmarse es innecesario. Postura que es inaceptable. El hecho de que una sola escuela sufra estas denuncias, es más que suficiente como para actuar y con ello evitar que cientos de estudiantes afecten su periodo lectivo de aprendizaje. Le recuerdo a los funcionarios del departamento que son los estudiantes los que en el futuro, con gran probabilidad, vean limitadas sus oportunidades debido al rezago académico que enfrentan en el presente.

Para los conocedores en administración pública, es imposible concebir o aceptar que, aún existan estas denuncias cuando en la actualidad el departamento recibe aproximadamente 4 billones de dólares de presupuesto. Lo que ocurre, a mi juicio y basado en mi experiencia como administrador tanto de fondos federales como estatales, es que los gobiernos de turno en Puerto Rico se limitan a administrar el problema en vez, de resolverlo desde su raíz.

Ante este escenario es tiempo que se le asigne total independencia presupuestaria a las escuelas, para que puedan administrar sus recursos de forma interna y con ello garantizar que el dinero se invierte en las necesidades reales de la comunidad escolar. Además, es momento de asignar el dinero que recibe el departamento para mantenimiento y mejoras a las escuelas a los municipios. Asegurarse de contar con la plantilla de recursos necesarios así como de los maestros temporeros en todas las materias, es una práctica que se tiene que implementar con inmediatez. Para ello una alternativa es establecer alianzas con las universidades del país para que estudiantes de Educación realicen sus prácticas en las escuelas.

También urge revisar los currículos educativos en todos los niveles, reenfocarlos y reforzarlos en temas como emprendimiento, tecnología, salud pública, turismo y gastronomía. Además, de los temas como gerontología, perspectiva, equidad e igualdad de género. Para ello es imperativo un plan decenal de educación pública, al cual se le garantice continuidad.

Esto tiene que aplicar también a las escuelas privadas para con ello construir un Puerto Rico próspero, seguro, educado y de vanguardia. Tarea que nos corresponde a todos aportar y con ello tener la esperanza de un mejor futuro. El momento de actuar es ahora porque, de lo contrario, se nos cuelga el País.

Leer más Noticias
Edición Impresa
IN-UP

Leave a Reply

- Advertisment -spot_img

Las más leídas

Comentarios recientes

%d bloggers like this: