domingo, octubre 2, 2022
spot_img
HomePuntos de VistaLa Escuela Pública de Puerto Rico Es Aburrida

La Escuela Pública de Puerto Rico Es Aburrida

Dr. Edgar León

Cuando le preguntamos a un estudiante de escuela pública de Puerto Rico por qué se sale de la escuela, nos contesta, “porque es aburrida”. Ese mensaje tiene mucho valor. No tan solo nos dan esa contestación, sino que nos da ejemplos concretos de lo aburrido que es un día de clases.

Llegas a la escuela y tienes unas preguntas en la pizarra que contestar con el libro de la clase. A veces llegas a la escuela y te informan que el maestro de idiomas ó de otra materia no ha sido reclutado todavía por lo tanto estas libre a esa hora y te mandan a la biblioteca a perder el tiempo.

Los trabajos de la escuela no motivan a los estudiantes. Los maestros están molestos con el sistema educativo y no les importa si aprendes o no. Solo debes portarte bien y no molestar en la clase y te pasan de grado aunque no sepas nada del currículo. Se pierden dos semanas de clase en la preparación y administración de las pruebas META del estado para después hacer lo mínimo y marcar las contestaciones sin leer el examen.

Cuando la maestra trata de poner un video del internet para motivar a sus estudiantes, al video se le cae la señal de Internet. Los estudiantes se aburren porque a veces, por política, se colocan maestros para dar clases que no están preparados en la materia. El sistema de educación pública continua usando a las compañías de libros norteamericanas como base para preparar los currículos. Los estudiantes se aburren, porque culturalmente el material educativo y los temas no son relevantes para los niños de Puerto Rico.

Los estudiantes se aburren del sistema público porque muchas clases no tienen un salón fijo para la clase. Si tienen un salón, el mismo no está en condiciones o es un salón pequeño.

Los estudiantes se aburren porque lo único que sabe hacer su maestro es poner un PowerPoint y leerlo para que los estudiantes tomen nota en silencio.

Los estudiantes tampoco pueden usar sus computadoras para producir sus proyectos de clase. Los pupitres siguen en fila militar, si es que hay pupitres. Los baños de las escuelas pueden ser peligrosos, a veces no funcionan ni tienen papel.

Los estudiantes de educación especial de escuela pública están invisibles ante un gigante administrativo centralizado que lo único que hace es producir referidos para luego abandonarlos a su suerte hasta la próxima evaluación. En realidad los estudiantes de educación especial son un balón entre el trabajador social, su maestro y las personas del distrito escolar a cargo de educación especial. Lo importante es llenar su expediente pero la enseñanza es limitada y aburrida, porque la mayoría de sus recursos y dinero federal se lo llevan los administradores y no los maestros.

Leer más Noticias
Edición Impresa
IN-UP

Leave a Reply

- Advertisment -spot_img

Las más leídas

Comentarios recientes

%d bloggers like this: